Buscar en mallinista.blogspot.com

lunes, 30 de noviembre de 2015

Francisco visita por sorpresa un hospital infantil en Bangui

El encuentro tuvo lugar antes de la misa en la catedral este domingo y les llevó como regalo algunas cajas de medicinas

El papa Francisco realizó este domingo una visita en Bangui fuera del programa. Después de la comida en la nunciatura, y antes de dirigirse a la catedral para la apertura de la Puerta Santa, el Pontífice visitó un hospital pediátrico gestionado por misioneros.

Hasta allí llevó algunas cajas con medicinas preparadas por el hospital Bambin Gesù de Roma. El Papa se detuvo a saludar a los pequeños pacientes y los trabajadores del hospital, que se alegraron tanto por el regalo como por la presencia del Santo Padre.

Lo confirmó el director de la Oficina de Prensa de la Santa Sede, el padre Federico Lombardi, en la rueda de prensa que tuvo lugar al finalizar la jornada.


El Papa pide a los cristianos centroafricanos ser artífices de la renovación humana y espiritual del país

La visita del Santo Padre a África concluye con la celebración eucarística en un Estadio de Bangui

“Ustedes, queridos centroafricanos, deben mirar sobre todo al futuro y, apoyándose en el camino ya recorrido, decidirse con determinación a abrir una nueva etapa en la historia cristiana de su País, a lanzarse hacia nuevos horizontes, a ir mar adentro, a aguas profundas”. Esta ha sido la última exhortación que el papa Francisco ha dejado al pueblo de República Centroafricana.

Lo ha hecho durante la celebración eucarística este lunes por la mañana en el Estadio “Barthélémy Boganda” de Bangui, República Centroafricana, como acto final de su viaje apostólico a África. Miles de personas han acudido para tener un último encuentro con el Pontífice.

En la homilía, el Santo Padre ha asegurado que “es bueno, sobre todo en tiempos difíciles, cuando abundan las pruebas y los sufrimientos, cuando el futuro es incierto y nos sentimos cansados, con miedo de no poder más” reunirse alrededor del Señor para gozar de su presencia, de su vida nueva y de la salvación que nos propone, como esa otra orilla hacia la que debemos dirigirnos.

De este modo, ha precisado que la otra orilla es “la vida eterna, el Cielo que nos espera”. La vida eterna --ha asegurado-- no es una ilusión, no es una fuga del mundo, sino una poderosa realidad que nos llama y compromete a perseverar en la fe y en el amor.

Pero esa otra orilla más inmediata que buscamos alcanzar, la salvación que la fe nos obtiene y de la que nos habla san Pablo, “es una realidad que transforma ya desde ahora nuestra vida presente y el mundo en que vivimos”.

Y así, el Pontífice ha invitado a dar las gracias al Señor “por su presencia y por la fuerza que nos comunica en nuestra vida diaria, cuando experimentamos el sufrimiento físico o moral, la pena, el luto”. También “por los gestos de solidaridad y de generosidad que nos ayuda a realizar; por las alegrías y el amor que hace resplandecer en nuestras familias, en nuestras comunidades, a pesar de la miseria, la violencia que, a veces, nos rodea o del miedo al futuro”. Así como “por el deseo que pone en nuestras almas de querer tejer lazos de amistad, de dialogar con el que es diferente, de perdonar al que nos ha hecho daño, de comprometernos a construir una sociedad más justa y fraterna en la que ninguno se sienta abandonado”.

El papa Francisco ha reconocido que “todavía no hemos llegado a la meta, estamos como a mitad del río y, con renovado empeño misionero, tenemos que decidirnos a pasar a la otra orilla”. Todo bautizado, ha observado, ha de romper continuamente con lo que aún tiene del hombre viejo, del hombre pecador, siempre inclinado a ceder a la tentación del demonio –y cuánto actúa en nuestro mundo y en estos momentos de conflicto, de odio y de guerra–, que lo lleva al egoísmo, a encerrarse en sí mismo y a la desconfianza, a la violencia y al instinto de destrucción, a la venganza, al abandono y a la explotación de los más débiles.

Al respecto, ha indicado que también las comunidades cristianas, llamadas a la santidad, les queda todavía un largo camino por recorrer. “Es evidente que todos tenemos que pedir perdón al Señor por nuestras excesivas resistencias y demoras en dar testimonio del Evangelio”, ha asegurado. Por eso, el Papa ha deseado que el Año Jubilar de la Misericordia ayude a ello.

Por otro lado, el Santo Padre ha invitado a los presentes a preguntarse sobre su relación personal con Jesús, y examinar “lo que ya ha aceptado –o tal vez rechazado– para poder responder a su llamado a seguirlo más de cerca”. Y ha recordado la invitación a perseverar con entusiasmo en la misión, una misión que necesita de nuevos mensajeros, más numerosos todavía, más generosos, más alegres, más santos. Todos y cada uno de nosotros --ha asegurado el Papa-- estamos llamados a ser este mensajero que nuestro hermano, de cualquier etnia, religión y cultura, espera a menudo sin saberlo.

Finalmente, el papa Francisco ha subrayado que “la otra orilla está al alcance de la mano, y Jesús atraviesa el río con nosotros”. Y ha concluído diciendo a los cristianos de Centroáfrica, que cada uno de ellos está llamado a ser, con la perseverancia de su fe y de su compromiso misionero, “artífice de la renovación humana y espiritual de su país”.


Francisco visita la mezquita en Bangui: "La violencia desfigura el rostro de Dios"

El Santo Padre asegura que su visita pastoral a República Centroafricana no estaría completa sin este encuentro con la comunidad musulmana

El papa Francisco ha visitado la mezquita de Bangui, capital de República Centroafricana, este lunes, por la mañana, en último día de su viaje apostólico a África. Poco antes de llegar se detuvo en una escuela en la que saludó a algunos niños.

Una vez en la mezquita, el Papa dijo: "Cristianos y musulmanes somos hermanos. Tenemos que considerarnos así, comportarnos como tales". Y precisó que los últimos sucesos y la violencia que ha golpeado el país no "tuvo un fundamento precisamente religioso", porque la violencia "desfigura el Rostro de Dios". Dios es paz, recordó.

El Santo Padre agradeció los numerosos gestos de solidaridad que cristianos y musulmanes han tenido hacia sus compatriotas de otras confesiones religiosas. E indicó que confía "en que las próximas consultas nacionales den al país unos representantes que sepan unir a los centroafricanos, convirtiéndose en símbolos de la unidad de la nación".


Texto del discurso del papa Francisco

"Queridos hermanos, representantes y creyentes musulmanes:

Es para mí una gran alegría estar con ustedes y expresarles mi gratitud por su afectuosa bienvenida. Agradezco particularmente al Imán Tidiani Moussa Naibi sus palabras de bienvenida. Mi visita pastoral a la República Centroafricana no estaría completa sin este encuentro con la comunidad musulmana.

Cristianos y musulmanes somos hermanos. Tenemos que considerarnos así, comportarnos como tales. Sabemos bien que los últimos sucesos y la violencia que ha golpeado su país no tenía un fundamento precisamente religioso. Quien dice que cree en Dios ha de ser también un hombre o una mujer de paz. Cristianos, musulmanes y seguidores de las religiones tradicionales, han vivido juntos pacíficamente durante muchos años. Tenemos que permanecer unidos para que cese toda acción que, venga de donde venga, desfigura el Rostro de Dios y, en el fondo, tiene como objetivo la defensa a ultranza de intereses particulares, en perjuicio del bien común. Juntos digamos «no» al odio, a la venganza, a la violencia, en particular a la que se comete en nombre de una religión o de Dios. Dios es paz, salam.

En estos tiempos dramáticos, las autoridades religiosas cristianas y musulmanes han querido estar a la altura de los desafíos del momento. Han desempeñado un papel importante para restablecer la armonía y la fraternidad entre todos. Quisiera expresarles mi gratitud y mi estima. Podemos recordar también los numerosos gestos de solidaridad que cristianos y musulmanes han tenido hacia sus compatriotas de otras confesiones religiosas, acogiéndolos y defendiéndolos durante la última crisis en su país, pero también en otras partes del mundo.

Confiamos en que las próximas consultas nacionales den al país unos Representantes que sepan unir a los centroafricanos, convirtiéndose en símbolos de la unidad de la nación, más que en representantes de una facción. Los animo vivamente a trabajar para que su país sea una casa acogedora para todos sus hijos, sin distinción de etnia, adscripción política o confesión religiosa. La República Centroafricana, situada en el corazón de África, gracias a la colaboración de todos sus hijos, podrá dar entonces un impulso en esta línea a todo el continente. Podrá influir positivamente y ayudar a apagar los focos de tensión todavía activos y que impiden a los africanos beneficiarse de ese desarrollo que merecen y al que tienen derecho.

Queridos amigos, los invito a rezar y a trabajar en favor de la reconciliación, la fraternidad y la solidaridad entre todos, teniendo presente a las personas que más han sufrido por estos sucesos.

Que Dios los bendiga y los proteja".

(fuente: zenit.org)

domingo, 29 de noviembre de 2015

"verán venir al Hijo del hombre en una nube, con gran poder y majestad"

Lectura del Santo Evangelio según San Lucas
(Lc 21, 25-28.34-36)
Gloria a ti, Señor.

En aquel tiempo, Jesús dijo a sus discípulos: "Habrá señales prodigiosas en el sol, en la luna y en las estrellas. En la tierra, las naciones se llenarán de angustia y de miedo por el estruendo de las olas del mar; la gente se morirá de terror y de angustiosa espera por las cosas que vendrán sobre el mundo, pues hasta las estrellas se bambolearán. Entonces verán venir al Hijo del hombre en una nube, con gran poder y majestad. Cuando estas cosas comiencen a suceder, pongan atención y levanten la cabeza, porque se acerca la hora de su liberación. Estén alerta, para que los vicios, con el libertinaje, la embriaguez y las preocupaciones de esta vida no entorpezcan su mente y aquel día los sorprenda desprevenidos; porque caerá de repente como una trampa sobre todos los habitantes de la tierra. Velen, pues, y hagan oración continuamente, para que puedan escapar de todo lo que ha de suceder y comparecer seguros ante el Hijo del hombre.

Palabra del Señor.
Gloria a ti Señor Jesús.




Hoy la Iglesia nos regala en este texto de Lucas abriendo el texto del Adviento para nosotros. Es un texto donde se nos habla de cosas futuras, un texto de tipo apocalíptico, escatológico, que habla del final.

Pero es un texto no para generar miedo, no es una lectura donde nosotros empezamos a experimentar temor...que pasará...sino más bien es un texto lleno de esperanza.

En este primer Domingo de Aviento, en esta espera de Jesús, la Iglesia nos regala una esperanza, el hijo del Hombre vendrá sobre una nube lleno de poder y lleno de gloria, Él es el Juez, el Rey de reyes y Señor de señores.

En el fondo nos está recordandoque pase lo que pase, no son los problemas, no son las dificultades, no son las heridas, las tristezas, las enfermedades, ni es la misma muerte, la que en nuestra vida y en la historia universal van a tener la última palabra....la última palabra solamente la tiene Jesús. A Él es al que esperamos.

escrito por P. Andrés Peirone sdb
(fuente: www.oleadajoven.org.ar)

sábado, 28 de noviembre de 2015

¡El domingo ya empieza el Adviento!

Cuatro domingos de Adviento tendrán que pasar para que ya, una vez más, estemos en Navidad...

El próximo domingo será el primero y el advenimiento que vamos a celebrar es la conmemoración de la llegada del Hijo de Dios a la Tierra.

Es tiempo de preparación puesto que siempre que esperamos recibir a una persona importante, nos preparamos.

La Iglesia nos invita a que introduzcamos en nuestro espíritu y en nuestro cotidiano vivir un nuevo aspecto disciplinario para aumentar el deseo ferviente de la venida del Mesías y que su llegada purifique e ilumine este mundo, caótico y deshumanizado, procurando el recogimiento y que sean más abundantes y profundos los tiempos de oración y el ofrecimiento de sacrificios, aunque sean cosas pequeñas y simples, preparando así los Caminos del Señor.

Caminos que llevamos en nuestro interior y que tenemos que luchar para que no se llenen de tinieblas, de ambición, de lujuria, de envidia, de soberbia y de tantas otras debilidades propias de nuestro corazón humano, sino que sean caminos de luz, senderos que nos conduzcan a la cima de la montaña, a la conquista de nuestro propio yo.

Hace unos días celebrábamos el día de Cristo Rey. Cristo es un Rey que no es de este mundo. El reino que El nos vino a enseñar pertenece a los pobres, a los pequeños y también a los pecadores arrepentidos, es decir, a los que lo acogen con corazón humilde y los declara bienaventurados porque de "ellos es el Reino de los Cielos".... y a lo "pequeños" es a quienes el Padre se ha dignado revelar las cosas ocultas a los sabios y a los ricos.

Es preciso entrar en ese Reino y para eso hay que hacerse discípulo de Cristo.

A nosotros no toca ser portadores del mensaje que Jesús vino a traer a la Tierra.

Cristo no vivió su vida para sí mismo, sino para nosotros desde su Encarnación. por "nosotros los hombres y por nuestra salvación hasta su muerte, por nuestros pecados" (1Co 15,3) y en su Resurrección "para nuestra justificación (Rm4,1) "estando siempre vivo para interceder en nuestro favor" (Hb 7,25). Con todo lo que vivió y sufrió por nosotros, de una vez por todas, permanece presente para siempre "ante el acatamiento de Dios en favor nuestro" (Hb 9,24).

Cuatro domingos faltan para que celebremos su llegada. Días y semanas para meditar, menos carreras, menos cansancio del bullicio y ajetreo de compras y compromisos, de banalidades y gastos superfluos... mejor preparar nuestro corazón y tratar de que los demás lo hagan también para el Gran Día del Nacimiento en la Tierra de Dios que se hace hombre.

Preparémosnos con ilusión y con fe.

escrito por María Esther De Ariño
(fuente: catholic.net)

14 ideas prácticas para disminuir los conflictos en el matrimonio

Los conflictos siempre tendrán lugar en las parejas que se aman, por lo tanto, hay que saber como llevarlos de la mejor manera posible.

Si hay un reclamo, es porque existe una necesidad no satisfecha en una de las partes. Ante esto, se debe establecer una forma de comunicación que atenúe lo negativo de la emocionalidad del conflicto. Convirtiendo éste, en un área de oportunidad para mejorar la vida matrimonial.

Algunas importantes condiciones:

1.- Dejar expresar al cónyuge.

Cuando uno de los esposos reclama algo, hay que dejarlo hablar, aún cuando no tenga la razón, ya que necesita desahogarse. Una vez expuesto el problema, estará dispuesto al dialogo con más apertura y serenidad.

2.- Reclamar con razón

Quien reclama con razón, lo hace porque ama, le interesa y necesita que su cónyugue se supere.

3.- Criticar pero con caridad

Si hay que criticar algún defecto o actitud, hacerlo con amor. Si por sí mismo resulta doloroso aceptar los propios defectos, más costoso es que nos los tengan que decir. Por eso debemos ser sumamente finos, delicados y comprensivos para criticar o decir algo negativo al otro.

4.- Jamás echar en cara los errores del pasado.

Comprensión y amor con las debilidades del otro, igual como queremos que sean con nosotros. Víctor Hugo señala en su obra “Los miserables”, que ser misericordioso es saber en dónde están las heridas del otro, y no tocarlas.

5.- Nunca discutir irritados.

Si se está enojado no será el momento de abordar la problemática. Implica mucha sabiduría y prudencia, fortaleza y dominio para controlar la ira que podemos sentir cuando estamos en conflicto.

6.- Evitar los gestos y ademanes de impaciencia

Esto solo demuestran que no hay disposición sincera de escuchar, hay que ser cortéz y mantener el respeto con los gestos

7.- Evitar gritar.

El grito es en sí mismo una agresión, independientemente de lo que se diga. No levantar la voz

8.- No buscar vencer en una discusión.

La aparente derrota es en realidad una gran victoria de quien respondiendo con silencio, se mortifica por amor a Dios. El problema también con una discusión es que a veces se busca más ganarle a la pareja, que encontrar caminos y soluciones a los problemas.

9.- Los problemas con los hijos.

Hay que recalcar que el conflicto es con el hijo, no con el esposo(a) aunque la falta cometida por el hijo haya sido abusando del amor y tolerancia de uno de los padres.

10.- No mostrar apatía, reclamar lo que se debe reclamar.

En el amor se requiere una sana exigencia. Siempre tenemos que buscar lo mejor para la persona que amamos, y a veces será necesario exigirle. Cuando no amamos, nos da igual si la persona se supera o no, pero, con la persona amada, esto jamás puede llegar a suceder.

11.- Nunca terminar el día en conflicto

Aunque no haya quedado resuelto el conflicto, siempre hay que quedar en paz con el cónyuge. Recuerde que es sólo una pequeña diferencia no una batalla. Humildad para hablar, para hacer ver que el amor prevalece.

12.- Cuando te equivoques, admítelo y pide disculpas.

Para muchos el pedir disculpas equivale a una humillación pero NO: es grande el que reconoce que es un ser humano con debilidades y defectos y que lucha cada día por superarse.

13.- Dos no pelean si uno no quiere

El que está equivocado es el que más habla o grita. Por lógica quien está más calmado ve las cosas con mayor claridad y podrá dialogar con más tranquilidad y paz interior.

14.- No discutir delante de los hijos, hacerlo en privado.

Discutir en ocasiones es inevitable, más inevitable es hacer la paz amorosamente. Los hijos pueden observar detenidamente una sana discusión de pareja, cuando terminen de discutir, dense un abrazo de paz en señal de la reconciliación y el amor, así no hayan llegado a un acuerdo, esto mostrará a sus hijos que el amor prevalece.

(fuente: religionenlibertad.com)

viernes, 27 de noviembre de 2015

La Medalla Milagrosa artífice de la conversión de Ratisbonne

Jamás hubiera podido imaginar el noble y acaudalado judío Alphonse Tobie Ratisbonne que una medalla cambiaría por completo su vida. Y es que no se trataba de un objeto cualquiera, sino de la Medalla Milagrosa que María le había entregado en París a santa Catalina Labouré en 1830, haciendo notar que quienes la llevasen confiadamente recibirían muchas gracias. Pero Alphonse no la pendió sobre su cuello voluntariamente. Lo hizo a instancias del barón De Bussières, conocedor de los frutos de la oración que estaban inscritos en su particular itinerario espiritual ya que un día dejó de ser protestante convirtiéndose en un ferviente seguidor y apóstol de Cristo, y que no cejó en su empeño hasta que vio como Ratisbonne también se dejaba seducir por Él.

María es el camino para llegar a su divino Hijo, pero en 1842 no entraba en los planes del joven Alphonse encontrarse con Ella. Este jurista emparentado con la poderosa familia Rothschild daba la espalda al hecho religioso. Incluso se avino a visitar a De Bussières durante su estancia turística en Roma por puro compromiso, venciendo su desagrado porque sus planes eran otros. Y aquél no estaba dispuesto a recibirle en su casa cruzando con él simples palabras formales. Se ofreció como guía y entre las maravillas de la Ciudad Eterna fue conduciendo al joven sabiamente por la vía que iba a desembocar en su conversión. Bastó la confidencia que éste hizo respecto al inexplicable sentimiento que había suscitado en él la visita a la iglesia de Aracoeli, para que Teodoro de Bussières se percatase de que iba bien encaminado.

Pero el corazón de Alphonse aún no estaba dispuesto para que penetrase en él la luz y protestó al escuchar los comentarios de su interlocutor: «Jamás sería cristiano», respondió. Su cuna era judía y en esta fe le encontraría la muerte. Teodoro no desistió y le obsequió con la Medalla Milagrosa, que el joven aceptó incrédulo y molesto, por mera cortesía. Sin embargo, como la fe rompe cualquier esquema, De Bussières fue más lejos y le ofreció recitar el «Acordaos» de san Bernardo proponiéndole que ambos tomaran nota manuscrita de esta oración y se hicieran mutuamente entrega de la misma para conservarla como recuerdo. Alphonse accedió a regañadientes, pero hallándose a solas la leyó y comenzó a percatarse de que las palabras compuestas por san Bernardo penetraban en su espíritu de un modo inevitable para él.

Un nuevo encuentro con De Bussières, que, como buen apóstol no se daba por vencido, terminaron por derrocar la intransigencia de Alphonse. No quiso ver oficiar al pontífice, como le propuso su interlocutor, pero sí aceptó realizar con él otro recorrido turístico. De Bussières le citó al día siguiente en la basílica de Sant'Andrea delle Fratte donde debía realizar algunas gestiones relacionadas con el deceso del conde de La Ferronays, que junto a él y otro grupo de selectos creyentes se habían propuesto arrebatar la gracia de la conversión de Alphonse a través de la oración. Y es que el conde, muy delicado de salud, había ofrecido sus rezos por ella sorprendiéndole la muerte la noche anterior de forma inesperada. Pues bien, en ese breve intervalo de tiempo empleado por De Bussières para solventar el asunto que le había llevado a la basílica, Alphonse recibió la suprema gracia de María: su conversión.

Al regresar, el barón lo encontró postrado de hinojos frente al altar de san Miguel, fuera de sí. Y cuando pudo reponerse del impacto del hecho, sin poder ocultar su emoción, agradeció las plegarias que el conde de La Ferronays había ofrecido por él. Era incapaz de narrar a De Bussières lo que había experimentado: «Lléveme donde quiera; luego de lo que vi, yo obedezco». Extrajo de su cuello la Medalla de la Virgen diciendo: «¡Ah, qué feliz soy! ¡Qué bueno es Dios! ¡Qué plenitud de gracias y de bondad!».

Poco más tarde, en la iglesia de los jesuitas, con sumo gozo y sin dejar de besar la Medalla, la mostró al padre Villefort, manifestando: «¡Yo la vi! ¡La vi!». María se le había aparecido de pie sobre el altar invitándole a postrarse de hinojos, permitiéndole ver los rayos que luminosos que salían de sus manos, y entendió que le decía: «‘¡Está bien!'. No me habló, pero lo comprendí todo». Era el 20 de noviembre de 1842. A partir de ese momento, el joven abandonó sus bienes, dejó a su familia y se formó convenientemente siendo ordenado sacerdote en 1847. El impacto de su conversión propició que su hermano fundara la congregación de Nuestra Señora de Sión.

En Sant’Andrea delle Fratte, y en el lugar exacto donde se produjo el hecho, puede contemplarse el cuadro de la Virgen, obra de Natale Carta, quien la pintó siguiendo las indicaciones de Alphonse pocos meses después de esta milagrosa aparición. Allí reza la siguiente inscripción: «El 20 de enero de 1842, Alfonso de Ratisbona de Estrasburgo, vino aquí judío empedernido. La Virgen se le apareció como la ves. Cayó judío y se levantó cristiano. Extranjero, lleva contigo este preciso recuerdo de la misericordia de Dios y de la Santísima Virgen».

(fuente: catholic.net)

27 de noviembre: Nuestra Señora de la Medalla Milagrosa

Las apariciones

El 27 de noviembre de 1830, a las 5 y media de la tarde, estando en oración en la capilla del convento, Santa Catalina Labouré ve en el sitio donde está actualmente la Virgen del globo, a la Virgen María totalmente resplandeciente, derramando de sus manos hermosos rayos de luz hacia la tierra. Ella le encomendó que hiciera una imagen de Nuestra Señora así como se le había aparecido y que mandara hacer una medalla que tuviera por un lado la inicial de la Virgen M, y una cruz, con esta frase “Oh María, sin pecado concebida, ruega por nosotros que recurrimos a Ti”. Y le prometió ayudas muy especiales para quienes lleven esta medalla y recen esa oración.

Santa Catalina vio como dos cuadros vivientes. En el primero, la Virgen está de pie sobre medio globo terráqueo y lleva en sus manos un pequeño globo dorado. Sus pies aplastan una serpiente.En el segundo, salen de sus manos abiertas unos rayos de un brillo bellísimo. Al mismo tiempo Catalina oye una voz que dice:

«Estos rayos son el símbolo de las gracias que María consigue para los hombres». Después se forma un óvalo en torno a la aparición y Catalina ve como se inscribe en semicírculo una invocación, hasta entonces desconocida, escrita en letras de oro:

«Oh María sin pecado concebida, ruega por nosotros que recurrimos a ti».

Después, la medalla se vuelve y Catalina ve el reverso: arriba, una cruz sobre la letra inicial de María, abajo, dos corazones, uno coronado de espinas, otro atravesado por una espada. Todo queda rodeado de doce estrellas. Entonces oye Catalina estas palabras : «Haz, haz acuñar una medalla según este modelo. Las personas que la lleven con confianza recibirán grandes gracias».


La Medalla

En esta capilla escogida por Dios, la Virgen María en persona ha venido a revelar su identidad por medio de un objeto pequeño, una medalla, ¡destinada a todos sin distinción!

La identidad de María era tema de controversias entre teólogos desde los primeros tiempos de la Iglesia. En 431, el Concilio de Efeso había proclamado el primer dogma mariano: María es madre de Dios. Desde 1830, la invocación «Oh María, sin pecado concebida, ruega por nosotros que recurrimos a ti» que se levanta hacia el cielo, mil y mil veces repetida por miles de almas cristianas en todo el mundo a petición de la Madre de Dios, va a producir su efecto.

El 8 de diciembre de 1854, Pío IX proclama el dogma de la Inmaculada Concepción: por una gracia especial que ya le venía de la muerte de su Hijo, María fue concebida sin pecado.

Cuatro años más tarde, en 1858, las apariciones de Lourdes van a confirmar a Bernadette Soubirous el privilegio de la madre de Dios.Corazón Inmaculado, María fue la primera rescatada por los méritos de Jesucristo. Es luz para nuestra tierra. Todos estamos destinados, como ella, a la felicidad eterna.

La medalla milagrosa

Unos meses después de las apariciones, sor Catalina es destinada al hospicio de Enghien, en el distrito 12 de París, para cuidar a los ancianos. Se pone al trabajo. Pero la voz interior insiste: hay que hacer que se acuñe la medalla. De eso Catalina vuelve a hablar a su confesor, el Padre Aladel.

En febrero de 1832, hay en París una terrible epidemia de cólera, que va a hacer más de 20.000 muertos. Las Hijas de la Caridad empiezan a distribuir, en junio, las 2.000 primeras medallas acuñadas a petición del padre Aladel.

Son numerosas las curaciones, lo mismo que las protecciones y conversiones. Es un maremoto. El pueblo de París califica la medalla de «milagrosa».

En el otoño de 1834 ya hay más de 500.000 medallas, y en 1835 más de un millón en todo el mundo. En 1839, se ha propagado la medalla hasta alcanzar más de diez millones de ejemplares. A la muerte de sor Catalina, en 1876, se cuentan más de mil millones de medallas.


La medalla luminosa

Las palabras y los símbolos grabados en el anverso de la medalla expresan un mensaje con tres aspectos estrechamente ligados entre sí.«Oh María sin pecado concebida, ruega por nosotros que recurrimos a ti.»

La identidad de María se nos revela aquí explícitamente: la Virgen María es inmaculada desde su concepción. De este privilegio que ya le viene de los méritos de la Pasión de su Hijo Jesucristo, emana su inmenso poder de intercesión que ejerce para quienes le dirigen sus plegarias.

Por eso la Virgen María invita a todas las personas a acudir a ella en cualquier trance.Sus pies en medio de un globo aplastan la cabeza de una serpiente.Este globo representa a la tierra, el mundo. Entre judíos y cristianos, la serpiente personifica a Satanás y las fuerzas del mal.

La Virgen María toma parte en el combate espiritual, el combate contra el mal, cuyo campo de batalla es nuestro mundo. Nos invita a entrar nosotros también en la lógica de Dios que no es la lógica del mundo. La gracia auténtica de conversión es lo que ha de pedir el cristiano a María para transmitirla al mundo.

Sus manos están abiertas y sus dedos adornados con anillos que llevan piedras preciosas de las que salen rayos que caen esparciéndose por toda la tierra.

El resplandor de estos rayos, lo mismo que la hermosura y la luminosidad de la aparición descritas por Catalina, requieren, justifican y alientan nuestra confianza en la fidelidad de María (los anillos) para con su Criador y para con sus hijos; en la eficacia de su intervención (los rayos de gracia que caen en la tierra) y en la victoria final (la luz), ya que ella misma, primera discípula, es la primera salvada.


La medalla dolorosa

La medalla lleva en su reverso una inicial y unos símbolos que nos introducen en el secreto de María.

La letra « M » está coronada con una cruz. La letra « M » es la inicial de María, la cruz es la Cruz de Cristo. Los dos signos enlazados muestran la relación indisoluble que existe entre Cristo y su Madre Santísima. María está asociada, a la misión de Salvación de la humanidad por su Hijo Jesús,y participa con su compasión en el mismo sacrificio redentor de Cristo.

Abajo, dos corazones, uno rodeado de una corona de espinas, el otro traspasado por una espada. El corazón coronado de espinas es el Corazón de Jesús. Recuerda el cruel episodio de la Pasión de Cristo, relatado en los evangelios, antes de que se le diese muerte. Significa su Pasión de amor por los hombres.

El corazón traspasado con una espada es el Corazón de María, su Madre. Recuerda la profecía de Simeón relatada en los evangelios, el día de la Presentación de Jesús en el templo de Jerusalén por María y José. Significa el amor de Cristo que mora en María y su amor por nosotros : Para nuestra Salvación, acepta el sacrificio de su propio Hijo. Los dos Corazones juntos expresan que la vida de María es vida de intimidad con Jesús.


Doce estrellas grabadas alrededor

Corresponden a los doce apóstoles y representan a la Iglesia. Ser de la Iglesia, es amar a Cristo y participar en su pasión por la Salvación del mundo. Todo bautizado está invitado a asociarse a la misión de Cristo uniendo su corazón a los Corazones de Jesús y de María. La medalla es un llamamiento a la conciencia de cada uno, para que escoja, como Cristo y María, la vía del amor hasta la entrega total de sí mismo.

(fuente: encuentra.com)

jueves, 26 de noviembre de 2015

El Papa pide oponerse a las prácticas que degradan a las mujeres

El Santo Padre ha celebrado la eucaristía por la evangelización de los pueblos en el Campus de la Universidad de Nairobi

El papa Francisco ha hecho un llamado especial a los jóvenes de la nación. Así, ha pedido que “los grandes valores de la tradición africana, la sabiduría y la verdad de la Palabra de Dios, y el generoso idealismo de su juventud, los guíen en su esfuerzo por construir una sociedad que sea cada vez más justa, inclusiva y respetuosa de la dignidad humana”. Del mismo modo les ha pedido que se preocupen de las necesidades de los pobres y rechacen todo prejuicio y discriminación. Lo ha hecho durante la homilía de la misa celebrada en su segundo día en Kenia.

Igualmente ha recordado que “las familias cristianas tienen esta misión especial: irradiar el amor de Dios y difundir las aguas vivificantes de su Espíritu. Esto tiene hoy una importancia especial, cuando vemos el avance de nuevos desiertos creados por la cultura del materialismo y de la indiferencia hacia los demás”.

Después del encuentro ecuménico e interreligioso, el Santo Padre se ha dirigido esta mañana a la Universidad de Nairobi para celebrar la misa. Cantos y danzas tradicionales han precedido la llegada del Papa a esta celebración eucarística por la evangelización de los pueblos. La lluvia no ha impedido que miles de personas acudieran a compartir este momento con el Pontífice.

Durante su homilía, el Papa ha asegurado que la sociedad keniata “ha sido abundantemente bendecida con una sólida vida familiar, con un profundo respeto por la sabiduría de los ancianos y con un gran amor por los niños”. La salud de cualquier sociedad depende de la salud de sus familias, ha precisado. De este modo, ha afirmado que nuestra fe en la Palabra de Dios “nos llama a sostener a las familias en su misión en la sociedad, a recibir a los niños como una bendición para nuestro mundo, y a defender la dignidad de cada hombre y mujer, porque todos somos hermanos y hermanas en la única familia humana”.

También estamos llamados --ha precisado-- a oponernos a las prácticas que fomentan la arrogancia de los hombres, que hieren o degradan a las mujeres, y ponen en peligro la vida de los inocentes aún no nacidos. “Estamos llamados a respetarnos y apoyarnos mutuamente, y a estar cerca de todos los que pasan necesidad”, ha subrayado el Santo Padre.

Haciendo alusión a los dones de gracia que recibimos en elos sacramento, ha recordado que “nos hacen más fieles discípulos del divino Maestro, vasos de misericordia y de amorosa ternura en un mundo lacerado por el egoísmo, el pecado y la división”. Estos son los dones que Dios en su providencia --ha añadido-- les concede para que contribuyan, como hombres y mujeres de fe, en la construcción de su país, con la concordia civil y la solidaridad fraterna.

A propósito de la lectura del Evangelio, cuando Jesús resucitado afirma «Se me ha dado todo poder en el cielo y en la tierra» , ha recordado que “nos está asegurando que Él, el Hijo de Dios, es la roca”. Él quiere --ha indicado-- que todos nosotros construyamos nuestra vida sobre el cimiento firme de su palabra.

Asimismo, ha recordado el encargo que el Señor nos da a cada uno: “nos pide que seamos discípulos misioneros, hombres y mujeres que irradien la verdad, la belleza y el poder del Evangelio, que transforma la vida”

Hombres y mujeres --ha observado-- que sean canales de la gracia de Dios, que permitan que la misericordia, la bondad y la verdad divinas sean los elementos para construir una casa sólida. “Una casa que sea hogar, en la que los hermanos y hermanas puedan, por fin, vivir en armonía y respeto mutuo, en obediencia a la voluntad del verdadero Dios, que nos ha mostrado en Jesús el camino hacia la libertad y la paz que todo corazón ansía”, ha concluido el Santo Padre.

Para finalizar la homilía el papa Francisco ha exclamado ¡Mungu awabariki! (Que Dios los bendiga) y ¡Mungu abariki Kenya! (Que Dios bendiga a Kenia).

26 de noviembre (fuente: zenit.org)

El Santo Padre: 'El terrorismo que se alimenta del miedo nace de la pobreza y la frustración'

En su primer discurso en Kenia, el papa Francisco ha pedido a las autoridades que se preocupen verdaderamente por las necesidades de los pobres, las aspiraciones de los jóvenes y una justa distribución de los recursos naturales

“La experiencia demuestra que la violencia, los conflictos y el terrorismo que se alimenta del miedo, la desconfianza y la desesperación, nacen de la pobreza y la frustración. En última instancia, la lucha contra estos enemigos de la paz y la prosperidad debe ser llevada a cabo por hombres y mujeres que creen en ella sin temor, y den testimonio creíble de los grandes valores espirituales y políticos que inspiraron el nacimiento de la nación”.

Con estas palabras el papa Francisco se ha dirigido a las autoridades y el cuerpo diplomático de Kenia, en su primer discurso de su gira en África, que ha comenzado hoy y concluye el 30 de noviembre.

El Pontífice ha llegado a Nairobi este miércoles por la tarde, primera etapa de una gira que le llevará también a otros dos países africanos, Uganda y República Centroafricana.

Desde el aeropuerto, se ha dirigido directamente a la State House, para reunirse con el presidente, Uhuru Kenyatta, y con las autoridades y los miembros del cuerpo diplomático del país.

En el discurso que les ha dirigido, el Santo Padre ha asegurado que “Kenia es una nación joven y vibrante, una sociedad de gran diversidad, que desempeña un papel significativo en la región”. En muchos aspectos --ha precisado-- su experiencia de dar forma a una democracia es compartida por muchas otras naciones africanas que al igual que Kenia, también están trabajando para construir, sobre las bases sólidas del respeto mutuo, el diálogo y la cooperación, una sociedad multiétnica que sea verdaderamente armoniosa, justa e inclusiva.

El Papa ha dedicado también unas palabras a los jóvenes de este país, a quienes espera poder alentar “sus esperanzas y aspiraciones para el futuro”. Señalando que los jóvenes son la riqueza más valiosa de una nación, ha asegurado que “protegerlos, invertir en ellos y tenderles una mano es la mejor manera que tenemos para garantizarles un futuro digno de la sabiduría y de los valores espirituales apreciados por sus mayores, valores que son el corazón y el alma de un pueblo”.

Por otro lado, ha subrayado que Kenia ha sido bendecida sino también con la abundancia de recursos naturales. “Los keniatas tienen gran aprecio por estos dones recibidos de Dios, y son conocidos por su cultura de la conservación, lo cual les honra”, ha indicado. Pero, también ha recordado que “la grave crisis ambiental que afronta nuestro mundo exige cada vez más una mayor sensibilidad por la relación entre los seres humanos y la naturaleza”.

El Pontífice ha asegurado que “renemos la responsabilidad de transmitir a las generaciones futuras la belleza de la naturaleza en su integridad, y la obligación de administrar adecuadamente los dones que hemos recibido”. Estos valores --ha precisado-- están profundamente arraigados en el alma africana.

A propósito, el Santo Padre ha explicado que en la medida en que nuestras sociedades experimentan divisiones, ya sea étnicas, religiosas o económicas,” todos los hombres y mujeres de buena voluntad están llamados a trabajar por la reconciliación y la paz, el perdón y la sanación”. El Santo Padre ha indicado que “la tarea de construir un orden democrático sólido, de fortalecer la cohesión y la integración, la tolerancia y el respeto por los demás, está orientada primordialmente a la búsqueda del bien común”.

Por todo ello, el Pontífice ha recordado a los presentes que la promoción y preservación de estos grandes valores se les confía a ellos de un modo especial.

Asimismo, les ha animado a trabajar con integridad y transparencia por el bien común, y fomentar un espíritu de solidaridad en todos los ámbitos de la sociedad. Y de forma particular, les ha exhortado a “preocuparse verdaderamente por las necesidades de los pobres, las aspiraciones de los jóvenes y una justa distribución de los recursos naturales y humanos con que el Creador ha bendecido a su país”. Al mismo tiempo, les ha asegurado el compromiso constante de la comunidad católica, a través de sus obras educativas y caritativas.

Para finalizar su discurso, el Santo Padre ha contado haber escuchado que en Kenia es una tradición que los escolares jóvenes planten árboles para la posteridad. Por eso, ha pedido que este signo elocuente de esperanza en el futuro y la confianza en que Dios acompaña su crecimiento, los sostenga en sus esfuerzos por cultivar una sociedad solidaria, justa y pacífica, en este país y en todo el gran continente africano.

El papa Francisco ha concluido diciendo “Mungu abariki Kenya” que quiere decir “Que Dios bendiga Kenia”.

25 de noviembre de 2015 (fuente: zenit.org)

miércoles, 25 de noviembre de 2015

“No hay paz sin perdón”. Entrevista a Irene Villa, víctima de un atentado terrorista

A sus 37 años, es madre de dos niños, escritora, deportista y periodista

Irene Villa es un imán. Sobrevivió a un ataque terrorista del grupo ETA en Madrid, en el que perdió las dos piernas. Pero ganó “el cariño y el amor” de mucha gente que la sigue, la lee y saca aliento con su testimonio.

En esta entrevista Irene muestra su lado más íntimo: relata por qué perdona. Y aboga por un mundo más “humanista”.

– Irene significa paz. ¿Está en paz, Irene Villa?

La verdad es que no me podían haber escogido un mejor nombre que me defina tanto como Irene que en griego es paz. Porque la paz, y sobre todo la paz interior es la que ha marcado mi vida. Por eso estudié también Humanidades porque creo que si todo el mundo fuera humanista, el mundo giraría mucho más sano, mucho más agradecido y mucho más feliz.

Creo que la paz interior es el objetivo, lo más importante de cada persona, creo que tenemos el compromiso de transmitir paz interior porque es una de las herramientas fundamentales para tener éxito en la familia, que es el éxito en la vida, y con la gente que te rodea, y poder contagiarlo.

Yo creo que mi padre eligió el nombre, porque además me iba a llamar Inés y en el último momento mi padre era taxista, se subió al taxi una mujer e el aeropuerto que era extranjera y se llamaba Irene, se lo dijo a mi madre, le encantó y al final me llamaron Irene, que no era un nombre muy común hace 37 años.

– Irene es paz y Gandhi ya advirtió que no hay caminos para la paz, sino que la paz es el camino.

La verdad es que me encanta los líderes espirituales como Gandhi o la Madre Teresa de Calcuta. La paz es el camino es algo que me define y que he intentado transmitir: mejorar, conseguir lo que uno quiere, de cumplir objetivos pero siempre desde la paz.

– Usted es psicóloga escritora y periodista. ¿Cree que la gente empatiza con usted?

Es importante haber pasado por ciertas cosas para que otras personas que estén en esta lucha te crean, te escuchen y digan: pues es verdad, si ella puede, por qué no. Para mí fue fundamental la gente que vino a verme amputada. Es cierto que a veces para ayudar a ciertas personas la única forma es haber pasado tu por ello, habiéndolo superado tu.

Porque a mí mucha gente me decía “no te preocupes, algún día aprenderás a caminar” y yo decía “sí sí” pero la duda… Sin embargo, me acuerdo de un hombre que le había pillado el metro, había perdido sus piernas, caminaba, y yo me dije: pues si él puede, yo también.

Otro señor que con un tren había perdido también las dos piernas, otra mujer… en fin, es importantísimo pasar por ahí o ver que otros han pasado por ahí y lo han superado. Yo creo que tengo la suerte de haber contado con una serie de experiencias en mi vida que hacen que los demás digan: pues si ella lo ha conseguido, yo que a lo mejor tengo otro camino…

La gente me dice, “con lo que yo me quejo y sin embargo lo que a ti te ha pasado y lo que tu tienes…” y yo digo: es que cada uno pasa lo suyo, lo que pasa es que, según como tú lo afrontes, así será de duro o de fácil de llevar.

Yo la verdad es que lo he tomado todo siempre con un espíritu práctico, feliz, alegre, y con una frase que repite mi hijo muchas veces: no pasa nada, mamá. Al final, creo que esto ha sido muy positivo en mi vida para poder superar cualquier cosa que me haya pasado, desde la simplicidad. Siempre simplifico todo, y siempre desde el optimismo y la esperanza. Yo creo que estas son las herramientas fundamentales en la vida de cualquier persona.

– Los demás, la gente, los otros, el cariño, el apoyo… siempre tienes presente al otro. ¿Lo has tenido desde siempre?

Siempre he sido una persona muy extrovertida, muy abierta, muy sociable y siempre me he apoyado en la gente para todo y me ha encantado estar en contacto con la gente. Es cierto que a partir del atentado, todavía mucho más valoré el apoyo y el cariño, porque mi madre me lo decía: hija, hemos perdido parte de nuestro cuerpo, es algo muy grave, terrible, aprenderemos a vivir con ello, pero ¿tu eres consciente del cariño que has ganado de toda España e incluso de gente de fuera de España?


ENERGÍA POSITIVA

Y ahí dije pues es verdad, es mucho más importante todo este cariño que recibimos y que seguimos recibiendo 24 años después que haber perdido una parte de tu cuerpo. La verdad es que uno es consciente que la verdadera fuerza está en la energía positiva, y la energía positiva está en los demás.

– ¿Es consciente que forma parte de la historia de España?

La verdad que es algo sí, impacta mucho, de la historia de España. Lamentablemente de la historia más dramática y sangrienta de nuestro país pero lo que me parece algo maravilloso, y estaré eternamente agradecida es que en los colegios se hable de los valores, de las personas que tienen esa fuerza moral de superar el dolor que alguien le ha hecho conscientemente, y que además bueno pues haya conseguido sus objetivos, que el poder del ser humano es ilimitado, que el espíritu es inquebrantable, y que con amor todo se puede. Eso me encanta, que incluso aparezcamos en los libros de texto, me parece increíble.


EL DEPORTE ES FUNDAMENTAL

– ¡De texto y de deporte! ¿Qué le aporta el deporte para estar tan motivada?

Es que el deporte para mi siempre ha sido fundamental. Yo antes del atentado jugaba a baloncesto y patinaba sobre hielo y claro, cuando te ves sin piernas piensas, ¿qué voy a hacer ahora? Y tuve una etapa oculta en la que me dediqué a muchas cosas, a estudiar, hasta que descubrí el deporte adaptado, gracias a la Fundación.

También con la que hemos viajado a muchos países esquiando, montando en bici, yendo con bicicletas adaptadas (handbike), incluso buceando, piragüismo, y la verdad es que ha sido volver a la vida, tener esta faceta llena, la del deporte, es fundamental, porque me apasiona, porque creo que todos tendríamos que hacer deporte, pero sobre todo quien tiene una discapacidad necesita estar en forma para tener más calidad de vida, y porque tiene unos beneficios increíbles el deporte. Así que ha sido volver a llenar esta parte que tenía vacía.

Esquiando te puedo decir que me he sentido libre, me olvido de la discapacidad y estoy en igualdad de condiciones que cualquier persona, incluso más veloz.

– ¿Qué papel juega la fe en la vida de Irene Villa?

La fe es fundamental. La fe llega donde el deporte, tu cabeza, tu mente… no llega. Eso es esperanza, fe, una fuerza infinita y además muchísimo más potente que todo lo demás. Yo siempre he sido una persona muy terrenal, lo tengo que reconocer, siempre he creído en el ser humano, en nuestras capacidades, como psicóloga también en nuestros pensamientos pero es cierto que hay una parte a la que sólo llega la fe, creer en ti y creer en algo más grande que tu.

– ¿Y las personas que nos han precedido, siente que la cuidan?

Totalmente, siento, lo he vivido y me siento protegida y bendecida y apoyada por un ángel o por un comité de ángeles, como dice mi marido, por todas las cosas que hago. Me dice: tu no tienes un ángel, tienes un comité, por todo lo que atreves a hacer y que no te pasa nada o aunque me pase, salgo adelante. Por supuesto que creo que todos tenemos ese ángel de la guarda que nos protege.

– Su hijo crecerá y jugará. ¿Ha pensado qué le dirá si quiere pistolas o armas de juguete?

La verdad que ya lo hace y a mi me impresiona. Si a tres años ya coge una pistola y me dice “te voy a matar”. La verdad es que los niños inocentemente juegan con cualquier cosa y lo que ven o los primos, el colegio, de un arma. Cierto que a mi me duele más o me llega más hondo, pero sé que es un juego y el día que él sea consciente por supuesto… Ya se lo digo, cariño, que no hay que matar a nadie, claro, él no lo entiende, para él es un juego.

Hay que abrazarse mucho, dar muchos besos y abrazar a la gente, la verdad es que con eso está tomando mucha nota: cuando vamos a los sitios saluda a todo el mundo, da besos, es un niño bastante extrovertido y muy cariñoso.

– Hay gente que con humor negro la citan continuamente. Incluso le llaman la “mujer explosiva”. ¿Les descoloca?

Yo creo que sí. Hoy con las redes sociales y con Twitter las personas conocidas son más criticables también, siempre reciben algún tuit, y hay gente que entra al trapo, se enfada e incluso responde. No tiene ningún sentido: siempre habrá gente a la que gustes, y gente a la que no.


CRÍTICAS Y CHISTES

Las críticas están ahí, y yo no les hago caso a no ser que sean constructivas.

Y los chistes la verdad que es algo con lo que he crecido y nunca me ha dolido, ni siquiera en la adolescencia cuando eres más vulnerable, ni siquiera me ha hecho daño, y ahora mucho menos, en el mejor momento de mi vida.

El humor negro existe, y con la discapacidad, con los atentados, con gente que ha fallecido antes de tiempo y de una manera horrible, hay humor negro. Yo no lo consumo. Sé que está ahí y sé que yo soy parte de ello por lo que me ha ocurrido.

– El humor, ¿puede ser una válvula de salvación?

Yo creo que el sentido del humor ayuda muchísimo a superar cualquier cosa. Yo he ido a los hospitales y compruebo que quien tiene sentido del humor va a salir adelante mucho antes que quien no. Quien pueda hacer mofa de la pierna perdida, o bromas de que no te huelan los pies, sale adelante mucho antes que quien no lo tiene. Y esto es con todo, y de los argentinos en esto tenemos mucho que aprender porque hacen humor de todo y ahí están, luchando, en la lucha como dicen ellos.

– ¿Le gusta la figura del Papa Francisco? ¿Por qué?

Bueno, llevo su foto en el bolso, creo que con eso lo digo todo, no llevo la foto de nadie más, bueno de mi abuelo y por supuesto de mi familia pero yo la foto del papa Francisco la llevo porque me parece un verdadero líder en todos los ámbitos, no sólo espiritual. Creo que es una persona sencilla, cercana, un ejemplo maravilloso de ser humano, humanista, que a mi me encanta ese término porque nos engloba a todos.

A mí no me gustan los países, me gusta el mundo y me gusta el planeta y me gusta la humanidad y este hombre encarna todo eso que me gusta y que defiendo. Además, muy en la tierra muy en las personas reales y creo que es cierto que la palabra enseña pero el ejemplo arrasa, y este hombre arrasa (…) porque es creíble, porque es coherente, porque la humanidad y la naturalidad y la sencillez con la que habla y con la que explica todo y con lo bien que nos hace sentir a los seres humanos es la palabra que deberíamos escuchar todos, independientemente de la religión.

– Insiste usted mucho en no ser una víctima. Pero usted no tenía ninguna culpa de nada y su vida se truncó. ¿Nunca se ha sentido víctima?

No somos víctimas, somos responsables. No vale agarrarse a lo que me pasó o a lo que perdí o a lo que me quitaron, tu vida empieza hoy y sólo tu tienes las riendas de tu vida, sólo tu decides lo que quieres hacer, la decisión que quieres tomar, afrontar tu vida, y ahí la gente abre las ojos y dice pero si tu eres una víctima del terrorismo como puedes decir esto. Bueno, yo creo que el pasado pasado está. Yo tengo estas circunstancias, por lo que sea (…) Y la responsabilidad de volver a andar o de lo que sea sólo es tuya y de nadie más.


El PERDÓN

– Irene Villa ha perdonado. ¿De dónde le sale el impulso para este acto de perdón?

El perdón es algo interno pero es un click que uno decido hacerlo o no hacerlo. Es un salto cualitativo. Si tu decides perdonar, el principal beneficiado eres tu porque el odio sólo hace daño a quién lo siente porque a quien tu odias no le llega nada de ese odio con lo cual el que perdona se perdona a sí mismo.

Otra frase que impacta en mis conferencias es que si quieres ser feliz un día, véngate. Si quieres ser feliz para siempre, perdona.

Yo estoy recogiendo cada día los frutos del perdón, en todos los ámbitos. A nivel familiar, a nivel amigos, yo creo que quien tiene esa quietud, esa calma en su corazón, el que perdona, tiene muchos más amigos y mucho más cariño. Es cierto que es importantísimo, la persona no está sola. Yo no soy nada individualista, al revés, me gustan las sociedades colectivistas me gusta la familia, el apoyo, la gente, y cuesta mucho querer a alguien que no perdona o que tiene odio en su corazón. Al igual que me gusta querer, me gusta que me quieran.

El odio es un muro que te pones en tu corazón y que hay que derribar.


EL AMOR ES EL MOTOR DE TODO

– Cuando llega el amor… ¿qué cambia en la vida?

El amor ha sido siempre la clave de todo, de hecho en aquel atentado cuando mi madre me dijo no tienes piernas, pero tienes amor, dije: aquí empieza mi vida. Es cierto que desde conocí al que hoy es mi marido, Juan Pablo Lauro, pues una revolución, crear la familia que es siempre lo que había deseado, tener hijos, eso es el motor de todo para que luego vaya bien todo, tu trabajo… de hecho yo empecé a ganar medallas cuando él ya estaba en mi vida, potenció una seguridad en mi… ese equipo que se crea en la pareja, en el matrimonio, es fundamental para que todo lo demás salga bien.

– Vosotros sois un equipo en todo, este apoyo te gusta visibilizarlo.

De hecho gracias a él estoy trabajando en un montón de lugares, y gracias a él nació la Fundación Irene Villa. Es algo que me lleva diciendo desde que me conoce, y yo veía algo difícil que de hecho ha costado mucho, pero realmente es apasionante poder ayudar a gente a cumplir sus sueños como a mi me ayudó la fundación.

También a cumplir los míos con el deporte, poder ayudar también en el mundo laboral, con la integración de personas con discapacidad, es un nuevo reto y mucho más apasionante todavía, porque mis retos eran personales y este reto es de ayudar a los demás de ver todo lo que a mi me han dado, es mucho más grande, y ojalá que crezca. De momento son proyectos puntuales, paso a paso, con la ayuda de mi hermana, de mi marido, del padrino de mi hijo, es algo muy familiar pero esperemos que un día sea más extenso.

– ¿Y no se cansa?

(risas). También, pero me encanta el ajetreo, estar en movimiento, creo que la actividad es uno de los pilares de la vida, y cuando no estás trabajando estás ayudando a alguien y sino escribiendo, leyendo, aprendiendo o dando pero por supuesto me canso, sobretodo con dos hijos, pero los deportes me ayudan a desestresarme , la natación por ejemplo, o cuando podemos escaparnos a la montaña, o a la playa al mar también. Soy humana, también nos tomamos nuestros días, para tu poder regalar felicidad tienes también que cuidar la tuya. La natación los viajes, el espíritu…

– Como periodista, ¿cuál es la pregunta que más le gustaría hacerle si usted tuviera a Irene Villa delante?

Yo creo que una pregunta que me hicieron hace poco: ¿Tienes miedo a algo? Porque es cierto que nunca he tenido miedo a nada, sobretodo después de aquel atentado uno piensa que ya no te puede pasar nada peor con lo cual tienes la ventaja o la suerte de vivir sin miedo. Pero es cierto que desde que nacieron mis hijos sí que tengo esa cosa, que ojalá no la tuviese, cuando tienes hijos esquiando vas con más cuidado. Pero el miedo se cura con la fe. Yo sé que si les educo con optimismo, la fe, valores y esperanza, ese miedo se hace muy chiquitito.

Siempre he sido muy loca con los deportes, y es cierto que la maternidad te hace ser más prudente y contagiar a tus hijos también esa prudencia. La maternidad es apasionante, lo mejor de nuestra vida.

– Un último apunte: ¿cómo se ve Irene Villa cuando sea mayor?

Me veo –ojalá- transmitiendo también a través de libros, es un trabajo muy potente y bonito, yo cuando leo un libro y pienso en la escritora o el escritor, pienso; qué bonito poder ayudar y poder tocar los corazones. También me veo, ojalá, con más hijos y, por supuesto, con nietos. Mi madre es la mujer más feliz del mundo hoy día con 5 nietos. Y ojalá a mi me pase lo mismo que a ella. Voy a seguir sus pasos.

Madrid, Espanya 
(fuente: aleteia.org)

martes, 24 de noviembre de 2015

El Santo Padre: 'Voy a África como mensajero de paz'

En dos vídeomensajes dirigidos a las poblaciones de Kenia, Uganda y República Centroafricana, el Santo Padre explica que en su visita llevará consuelo y esperanza

El papa Francisco espera con alegría momento que va a pasar junto a los fieles de Kenia, Uganda y la República Centroafricana. En los dos vídeomensajes dirigidos a la población de los tres países que visitará del 25 al 30 de noviembre, el Santo Padre asegura que se dirige a la tierra africana como mensajero de paz y para promover “comprensión” y “respeto” sin distinción de credo o etnia.

El mensaje a los dos primeros países que visitará, Kenia y Uganda, inicia dirigiendo una palabra de “saludo y amistad”. Asimismo, asegura que va a tierras africanas “para proclamar el amor de Jesucristo y su mensaje de reconciliación, perdón y paz”. El Papa recuerda que el Evangelio pide “abrir nuestros corazones a los otros, especialmente a los pobres y a aquellos que lo necesitan”.

Además, afirma que “desea encontrar a todas la población de Kenia y Uganda, y ofrecer a cada uno una palabra de aliento”. Estamos viviendo un tiempo --observa Francisco-- en el que los fieles de cada religión y las personas de buena voluntad son llamadas a promover la comprensión y el respeto recíprocos, y a sostenerse los unos a los otros como miembros de la misma familia humana.

Finalmente, en este vídeomensaje en inglés, el Papa asegura que un momento especial de su visita, “será representado por los encuentros con los jóvenes, que son nuestro principal recurso y nuestra esperanza más prometedora para un futuro de solidaridad, paz y progreso”.

En un segundo mensaje, dirigido a la población de la República Centroafricana, el Pontífice manifiesta, en francés, su alegría y su afecto por todos, “independientemente de la etnia o del credo religioso”. Vuestro querido país --observa-- está atravesando desde hace demasiado tiempo una situación de violencia e inseguridad de las cuáles muchos son víctimas inocentes”.

De este modo, Francisco asegura que la finalidad de esta visita es “sobre todo llevar, en nombre de Jesús, el apoyo de la consolación y de la esperanza”.

Por eso el Papa, espera de todo el corazón “que mi visita pueda contribuir, de una forma u otra, a aliviar vuestras heridas y a favorecer las condiciones para un futuro más sereno para Centroáfrica y todos sus habitantes”. El Papa asegura que va a al país como “mensajero de paz”. Y añade que desea sostener el diálogo interreligioso para “animar la convivencia pacífica en el país: sé que esto es posible, porque todos somos hermanos”.

Haciendo referencia al lema de su visita a este país, “Pasemos a la otra orilla”, el Santo Padre explica que este tema “invita a las comunidades cristianas a mirar adelante con determinación y alienta a cada uno a renovar la propia relación con Dios y con los propios hermanos para construir un mundo más justo y más fraterno”. El Pontífice concluye su mensajes asegurando que “tendré la alegría de abrir para vosotros --un poco antes-- el Año jubilar de la Misericordia, que espero sea para cada uno ocasión providencial de auténtico perdón, ocasión para recibir y donar, y de renovación en el amor”.

(fuente: zenit.org)

Una joven católica de EEUU es la ganadora del premio «héroe 2015» de la CNN: fundó una orfanato en Nepal

«Nos hemos dado cuenta de que necesitamos a los católicos»

Maggie Doyne es oriunda de New Jersey. Viajo a Nepal por primera vez en el año 2006. Ante la extrema pobreza de las mujeres y los niños, gastó sus ahorros para abrir un hogar y una escuela en el distrito de Surkhet. «Encontré a Dios en mi sueño de ayudar a los demás. Espero que este premio sirva para que Nepal sea más conocido en el mundo».

(AsiaNews/Christopher Sharma) Maggie Doyne, una joven católica estadounidense que trabaja con los niños hindúes menos afortunados de Nepal, es la vencedora del prestigioso premio «CNN Hero 2015», promovido por la famosa emisora norteamericana.

Maggie tiene 28 años, es oriunda de New Jersey, y en el 2010 fundó la Kopila Valley School, en el distrito occidental de Surkhet, con los 5.000 dólares que había ganado trabajando como babysitter. La victoria del premio le garantiza una donación de 110.000 dólares.

«Todo el premio será para mis niños de Nepal -dijo Maggie- y para la gente del país que me ha recibido. Espero y rezo al Omnipotente para que Nepal pueda continuar el camino de paz y que pueda cuidar a sus niños, brindándoles amor y educación. ».

Doyne visitó Nepal por primera vez en el 2006. Luego de haber visto el sufrimiento que padecían las mujeres y los niños durante la guerra civil entre el gobierno y los rebeldes maoístas, decide gastar todos sus ahorros para abrir un centro de ayuda para los niños.

Actualmente, la Kopila Valley School, en el extremo oeste del país, hospeda a 51 menores y brinda educación escolar a 350 estudiantes. En el complejo, hay también una clínica de salud y un centro destinado a las mujeres. Todas las actividades son financiadas a través de BlinkNow, organización sin fines de lucro fundada por Doyne.

La joven fue elegida, entre 10 finalistas, por el público de CNN. Al recibir el premio, Maggie se dirigió a la platea y dijo: «Si me hubieran dicho cuando cumplí 18 años que me convertiría en la mamá de 50 niños, les habría dicho que están completamente locos. Y eso soy».

Maggie Doyen habó también del embargo no oficial que la India está imponiendo a Katmandú desde hace casi dos meses, que ha causado la falta de combustible en el país: «Mis niños de Surkhet hacen la fila para conseguir un poco de gas para poder cocinar. Todos nosotros estamos sufriendo. Espero que esta premio pueda hacer crecer el conocimiento sobre Nepal a nivel internacional».

Cinco años atrás, Doyen tuvo problemas para renovar la visa porque «el jefe de la oficina del distrito -cuenta- me dijo que la población no quiere que crezca la presencia cristiana. Le dije al jefe de la oficina que yo había dejado todo para venir aquí a ayudar a los niños. Y que me gustaría quedarme porque encontré mi felicidad y me di cuenta de la presencia de Dios en mi sueño de ayudar a las gente necesitada y a la comunidad».

Sherdhan Rai, portavoz del gobernador provincial, comenta: «La situación hace cinco años era tal, que el jefe de distrito debía decir semejantes cosas. Ahora nos hemos dado cuenta de que necesitamos a los católicos que trabajan para la sociedad y para los necesitados, sin ofender a las demás religiones».

Es la tercera vez en seis años que el premio CNN Hero es ganado por un ciudadano nepalés o por alquien que trabaja en ese país. Anuradha Koirala, fundador de Maiti Nepal fue el CNN Hero del 2010, Puspha Basnet, que brinda hospitalidad y educación a los hijos de los presos, lo ganó en el año 2012.

(fuente: infocatolica.com)

lunes, 23 de noviembre de 2015

Cristo Rey y los héroes de hoy

Cuando se habla de Cristo Rey, me es más fácil entender su realeza en la cruz. En su reflexión sobre el tema el Papa Francisco dijo hoy: “¡Jesús se ha revelado rey (…) en el evento de la Cruz!” “la fuerza del amor de Jesús: un amor que permanece firme e íntegro, incluso ante el rechazo, y que se presenta como el cumplimiento de una vida donada en la total entrega de sí en favor de la humanidad.”

Meditando sobre Cristo Rey leí la nota del premio que CNN otorgó a Maggie Doyne, una joven católica estadounidense que trabaja con los niños hindúes menos afortunados de Nepal; un país de Asia que ha experimentado tremendos desastres, pobreza y conflictos.

Esta historia empezó al terminar Maggie la preparatoria, cuando decidió dedicar un año de servicio en la India, donde conoció a una refugiada nepalí, a quien acompañó a visitar su pueblo durante una tregua en la guerra civil que azotaba a ese país. Estando en ese lugar conoció a una niña de seis años que vivía en la más absoluta pobreza tratando de vender piedras de rio quebradas para sobrevivir, empezó a ayudarla y decidió quedarse a ayudar a otros niños marginados utilizando el dinero que había ganado cuidando niños como estudiante.

Esta decisión que tomo una joven recién graduada de preparatoria ha dado abundantes frutos después de 10 años de trabajo, no solo fundo una casa hogar, sino una escuela, un centro de apoyo a mujeres y una clínica, además de proyectos de sustentabilidad, todo con el apoyo de la fundación Blinknow que creó para sostener el trabajo y proyectos que realiza en esa región asiática marginada.

Entregar la vida por los demás es la más alta prueba de amor. Ese es el testimonio principal de Jesús al mostrar su realeza en la cruz, y la presencia de ese reinado se manifiesta en la donación de su vida por amor que muchas personas hacen sirviendo a otros.

El Papa Francisco a principios de año, en la misa que celebró junto con los recién nombrados cardenales nos regaló una preciosa reflexión sobre: “la compasión de Jesús ante la marginación y su voluntad de integración.”

En su mensaje el Papa explica como Cristo siente compasión y va hacia los marginados, acoge a los leprosos que han sido excluidos de la comunidad y son tratados como impuros, los sana y los reintegra a la comunidad. La figura no puede ser más clara si pensamos en todos los excluidos que existen hoy en el mundo, que son marginados de la vida del resto de la sociedad en las periferias a donde nos invita el vicario de Cristo a salir.

La compasión por los demás va más allá de una limosna que ocasionalmente otorgamos a un necesitado sin siquiera mirarlo a los ojos, sin platicar con él y tratar de entender su situación, mucho menos tocarlo, ya que a veces su olor, sus ropas, su suciedad nos generan repulsión, quizá un sentimiento similar al que generaban los leprosos, de quienes había que alejarse y nunca tocar. “No descubrimos al Señor, si no acogemos auténticamente al marginado.”

El premio “héroe 2015 de la CNN” otorgado a Maggie Doyne por su labor, se suma a muchos otros reconocimientos recibidos, ella fue capaz de dejarlo todo a sus 18 años e iniciar una obra maravillosa, compadeciéndose de una niña marginada, y luego otra, y otra, y de mas niños, sus madres, y su comunidad, trabajando para integrarlos, siguiendo los pasos de Cristo Rey y dando testimonio con su vida del camino cristiano.

El Papa Francisco concluyo el rezo del Angelus invitándonos a pedirle a María nos ayude a “imitar a Jesús, nuestro rey, haciendo presente su reino con gestos de ternura, de comprensión y de misericordia.” El reino de Dios hay que vivirlo día tras día. ¡Viva Cristo Rey!

escrito por Oscar Fidencio Ibáñez 
23 noviembre 2015 
(fuente: www.encuentra.com)

domingo, 22 de noviembre de 2015

10 principios para renovar la música y el canto litúrgicos, según San Juan Pablo II

VATICANO, 10 Nov. 15 / 06:00 pm (ACI).- En el año 2003, con ocasión del centenario del Motu Proprio “Tra le sollecitudini” sobre la renovación de la música sacra, San Juan Pablo II dio 10 principios para renovar el canto litúrgico y la música en la Misa, entre otros.

1. Centralidad de la Santidad

San Juan Pablo señaló que “ante todo es necesario subrayar que la música destinada a los ritos sagrados debe tener como punto de referencia la santidad”. Por ello, citó las sabias palabras del Beato Papa Pablo VI, quien afirmó que “si la música -instrumental o vocal- no posee al mismo tiempo el sentido de la oración, de la dignidad y de la belleza, se impide a sí misma la entrada en la esfera de lo sagrado y de lo religioso”.

2. No todas las músicas son aptas

“La misma categoría de ‘música sagrada’ -advirtió San Juan Pablo II- hoy ha sufrido una ampliación tal que incluye repertorios que no pueden entrar en la celebración sin violar el espíritu y las normas de la misma liturgia”.

“La reforma obrada por San Pío X se dirigía específicamente a purificar la música de la Iglesia de la contaminación de la música profana teatral, que en muchos países había contaminado el repertorio y la práctica musical litúrgica”, recordó el Pontífice; y señaló que “en consecuencia, no todas las formas musicales pueden ser consideradas aptas para las celebraciones litúrgicas”.

3. Cuidar la bondad de las formas

Otro principio es “el de la bondad de las formas”. Es decir que “no puede haber música destinada a la celebración de los ritos sagrados que no sea antes ‘arte verdadero’, capaz de tener la eficacia ‘que se propone la Iglesia al admitir en su liturgia el arte de los sonidos’”.

4. Respetar los tiempos

Sin embargo, “esta cualidad no es suficiente” advirtió el Papa peregrino. “Los diversos momentos litúrgicos exigen una expresión musical propia, siempre idónea para expresar la naturaleza propia de un rito determinado, ya proclamando las maravillas de Dios, ya manifestando sentimientos de alabanza, de súplica o incluso de tristeza por la experiencia del dolor humano, pero una experiencia que la fe abre a la perspectiva de la esperanza cristiana”, puntualizó San Juan Pablo II.

5. Inculturación sin superficialidad

El Pontífice destacó luego el valor de la inculturación en la música litúrgica; pero señaló que “toda innovación en esta delicada materia debe respetar criterios peculiares, como la búsqueda de expresiones musicales que respondan a la necesaria involucración de toda la asamblea en la celebración y que eviten, al mismo tiempo, cualquier concesión a la ligereza y la superficialidad”.

6. Nada de experimentos

“El sagrado ámbito de la celebración litúrgica no debe convertirse jamás en laboratorio de experimentos o de prácticas de composición y ejecución introducidas sin una atenta revisión”, dijo además el Papa.

7. Elemento de unidad

El Canto Gregoriano, expresó luego San Juan Pablo II, “ocupa un lugar particular”; pues “sigue siendo aún hoy el elemento de unidad” en la liturgia.

“San Pío X explicó que la Iglesia lo ‘heredó de los antiguos Padres’, lo ‘ha conservado celosamente durante el curso de los siglos en sus códices litúrgicos’ y lo ‘sigue proponiendo a los fieles’ como suyo, considerándolo ‘como modelo acabado de música sagrada’”, destacó.

8. Evitar la improvisación

En general, señalaba San Juan Pablo II, el aspecto musical de las celebraciones litúrgicas “no puede ser dejado a la improvisación, ni al arbitrio de los individuos, sino que debe ser confiado a una bien concertada dirección en respeto a las normas y competencias, como fruto significativo de una adecuada formación litúrgica”.

9. Sólida formación

Por ello, en el campo litúrgico, el Papa resaltaba “la urgencia de promover una sólida formación tanto de los pastores como de los fieles laicos”.

“San Pío X insistía particularmente en la formación musical de los clérigos. También el Concilio Vaticano II hizo una recomendación en este sentido: ‘Dese mucha importancia a la enseñanza y a la práctica musical en los seminarios, en los noviciados de religiosos y religiosas, y en las casas de estudios, así como en los demás institutos y escuelas católicas’”, recordó el Papa polaco.

10. Seguir el supremo modelo

El Pontífice reconoció el valor de la música popular litúrgica, pero respecto de ellas señaló que “hago mía la ‘ley general’ que San Pío X formulaba en estos términos: ‘Tanto una composición para la iglesia es más sagrada y litúrgica, cuanto más en el ritmo, en la inspiración y en el sabor se apoya en la melodía gregoriana, y tanto menos es digna del templo, cuanto más alejada se reconoce de aquel supremo modelo”.

San Juan Pablo II resaltó que actualmente “no faltan compositores capaces de ofrecer, en este espíritu, su indispensable aporte y su competente colaboración para incrementar el patrimonio de la música al servicio de una Liturgia siempre más intensamente vivida”.

Juan Pablo II recuerda que San Pío X, “dirigiéndose a los Obispos, prescribía que instituyesen en sus diócesis ‘una comisión especial de personas verdaderamente competentes en cosas de música sagrada’”.

“Allí donde la disposición pontificia fue puesta en práctica los frutos no han faltado”, destacó San Juan Pablo II; por ello, deseó que “los obispos sigan secundando el compromiso de estas comisiones, favoreciendo la eficacia en el ámbito pastoral”.

“También confío que las Conferencias episcopales realicen cuidadosamente el examen de los textos destinados al canto litúrgico, y presten especial atención a la evaluación y promoción de melodías que sean verdaderamente aptas para el uso sagrado”, concluyó.

"Mi Reino no es de este mundo"

Lectura del santo Evangelio según San Juan
(Jn 18, 33-37)
Gloria a ti, Señor.

En aquel tiempo, preguntó Pilato a Jesús:” ¿Eres tú el rey de los judíos?” Jesús le contestó:” ¿Eso lo preguntas por tu cuenta o te lo han dicho otros?” Pilato le respondió: “¿Acaso soy yo judío?”. Tu pueblo y los sumos sacerdotes te han entregado a mí. ¿Qué es lo que has hecho?” Jesús le contesto:” Mi Reino no es de este mundo. Si mi reino fuera de este mundo, mis servidores habrían luchado para que no cayera yo en manos de los judíos. Pero mi Reino no es de aquí”. Pilato le dijo:” ¿Conque tú eres rey? ” Jesús le contestó:” Tú lo has dicho. Soy rey. Yo nací y vine al mundo para ser testigo de la verdad. Todo el que es de la verdad escucha mi voz”.

Palabra del Señor.
Gloria a ti Señor Jesús.








Se inicia el interrogatorio que Pilatos le hace a Jesús (Jn 18,33-37) momentos antes de su muerte. El pasaje lo podemos dividir de la siguiente manera:

1. El rey de los judíos (18,33-35).
2. El rey que no se apoya en la fuerza (18,36).
3. La misión del rey (18,37).

Los sumos sacerdotes ya habían hablado con Pilato (18,28-32). En un primer momento, él no quiere enjuiciar a Jesús, sin embargo por permanecer indiferente ante la maldad, la envidia y la mentira condena a muerte a aquel que vino a darnos vida y vida en abundancia.

Pilato "entra en pretorio nuevamente", que originalmente significaba el espacio alrededor de la tienda de un general (pretor), donde ejercía el mando supremo y administraba justicia; después se aplicó al consejo de oficiales del ejército; después, a la residencia oficial del gobernador de una provincia y finalmente vino a denotar el cuerpo de guardia imperial, escogido de las legiones de las provincias, y que tenía el deber de supervisar el suministro de grano y llevar a cabo un servicio policial. En los Evangelios este término denota la residencia oficial del procurador romano de Judea, que se hallaba en la ciudad de Cesárea. Pilato llama a Jesús para el inicio del interrogatorio. Le pregunta: "¿Eres tu el rey de los judíos?" y Jesús le responde: "¿Dices eso por tu cuenta, o es que otros te lo han dicho de mí?". Pilatos le responde:"¿Es que yo soy judío?" Tu pueblo y los sumos sacerdotes te han entregado a mí. ¿Qué has hecho? (Jn 18,33-35).

Pilato llama a Jesús de una forma discriminatoria “rey de los judíos”, en lugar de “rey de Israel”, modo de hablar tradicional (Mt 27,42; Mc 15,32; Jn 1,49; 12,13). Jesús en lugar de responderle le lanza otra pregunta donde quiere que su interlocutor razone su postura y lo invita a considerar su propia responsabilidad de Juez. Pilato le dice a Jesús que han sido los sumos sacerdotes y el propio pueblo quien lo ha entregado en sus manos. Mucho se ha hablado acerca de la responsabilidad de la muerte de Jesús, para muchos fueron los sumos sacerdotes, para otros el pueblo judío. Particularmente considero que la culpa fue compartida entre los sumos sacerdotes “arjiereús” (Jn 11,53), el pueblo “édsos” que se dejó arrastrar por sus dirigentes (Jn 11,57; 19,12), y el propio Pilato (19,16). De hecho hoy mismo seguimos crucificando a Jesús con nuestras malas acciones, la violencia entre los hermanos y el odio que reina en un mundo que carece de amor.

Jesús no responde directamente a la segunda pregunta de Pilato: “¿Qué has hecho?”, sino a la primera "¿Eres tu el rey de los judíos?" Afirma claramente su calidad de rey y le dice: “Mi Reino no es de este mundo. Si mi Reino fuese de este mundo, mi gente habría combatido para que no fuese entregado a los judíos” (Jn 18,36). El Reino (gr. basileía) de Jesús no pertenece a este mundo, aunque actúa en él. Su realeza pertenece a “lo de arriba”, la esfera del Padre y del Espíritu, es por tanto, una realeza que por amor comunica vida, en vez de producir muerte con la opresión. Jesús es el Mesías, el Rey designado y ungido por Dios, pero no viene a imponer su Reino, los que lo acepten como rey será por haber hecho una opción libre. El respeto de Jesús por la libertad se había hecho patente en la Cena, al poner su vida en manos de Judas, como supremo acto de amistad (Jn 13,26-27). Fue en aquel momento cuando Jesús se entregó voluntariamente a la muerte (13,31-32).

Al final del relato, Jesús le responde su verdadera identidad: “Sí, como dices, soy rey” y también le informa su misión: “Yo para esto he nacido y para esto he venido al mundo: para dar testimonio de la verdad. Todo el que es de la verdad, escucha mi voz” (Jn 18,37). Un dato bien curioso, es que Jesús no añade a su verdadera identidad “de los judíos”. Su realeza no se limita exclusivamente a Israel, se extiende a la humanidad entera (Jn 10,16; 11,52). El Reino de Dios, en el que Jesús tiene la función de Rey mesiánico, está abierto a todo hombre que nazca de “arriba”, de agua y Espíritu (Jn 3,3.5).

La frase de Jesús. “Yo para esto he nacido y para esto he venido al mundo”, muestra que su misión se realiza en la historia. Su realeza se diferencia de la del “mundo” como sistema injusto, pero se ejerce necesariamente dentro de la historia humana. La característica fundamental de su misión es “dar testimonio de la verdad”, para ello el hombre debe realizar las “obras del Padre” (Jn 10,37) y escuchar la voz de Jesús, quien afirma que sus ovejas escuchan su voz, ya que Él es el Pastor modelo que se entrega por los suyos (10,11.15), llamados luego “sus amigos” (Jn 15,13), y en donde ninguno se perderá (Jn 18,9). Los que lo reconocen como Rey están en medio del mundo (Jn 13,1; 17,11.15), como él mismo lo estaba, pero sin pertenecer a él (Jn 17,14.16).

Actualización:

El Evangelio de Juan, a diferencia de los otros tres, casi no habla del Reino de Dios (3,3;3,5). Esto es porque el Reino de Dios es la misma persona de Jesús que actúa en defensa y promoción de la vida del pueblo. Por consiguiente el Reino de Dios está presente en todas las señales que Jesús ha realizado (primera parte del Evangelio). Está presente también en la segunda parte del Evangelio, a partir del momento en que Jesús toma una toalla y lava los pies a los discípulos. Por lo tanto, su realeza es la entrega de la vida para que el pueblo pueda vivir. Por eso la realeza de Jesús tiene su punto culminante en la cruz.

El Reinado de Jesús no se apoya en fuerza alguna, su acción se basa en el amor y la obediencia a la voluntad del Padre. Hoy parece que muchos también le preguntamos a Jesús igual que Pilato: “¿Eres el Rey?”. Dudamos muchas veces de su poder y su entrega por cada uno de nosotros. Fue fiel hasta el final y no esquivó ningún obstáculo, por el contrario, todo lo que procedía de “arriba” aún con sus problemas y dificultades lo acogía con amor y cariño. Hoy sigue sufriendo, viendo divisiones entre hermanos, su Evangelio en muchas oportunidades lo han desvirtuado para fines lucrativos y muchos de sus representantes no son testimonio de la verdad.

escrito por Orlando Segundo Carmona (Venezuela)
Licenciado en Administración de Empresas y Teología, y diplomado en Ciencias Bíblicas
(fuente: www.forumlibertas.com)

sábado, 21 de noviembre de 2015

10 normas antes de publicar información de sus hijos en redes sociales

Debemos partir de la certeza que en las redes sociales, especialmente Facebook, no solamente están sus amigos y conocidos, también se encuentra no poca gente que no es buena.

Los padres de familia vivimos orgullosos de nuestros hijos. Como la familia es el único lugar en donde se ama realmente a la persona por lo que es, pues amamos a nuestros hijos de una manera increíble, a tal punto que nuestro Facebook está destinado y dedicado, en muchos casos, a exaltar la belleza, capacidades, destrezas y actividades de los menores (hijos, sobrinos).

Sin embargo, publicar información y/o fotos de los chiquitines puede ser muy peligroso ya que no podemos saber a ciencia cierta quienes las van a ver y para qué las pueden utilizar (pornografía por ejemplo…). Por ese motivo es necesario que tome atenta nota de estas 10 normas que debe tener en cuenta antes de publicar imágenes de sus hijos y/o sobrinos en las redes sociales:

1. Jamás se debe ver en la foto los lugares, como colegio o parques, que el menor de edad frecuenta. Esto le daría señales a los criminales de los lugares donde lo pueden encontrar.

2. Evite publicar imágenes en donde el menor aparezca al lado del automóvil y mucho menos que se vea claramente la placa.

3. Esta es de sentido común: evite publicar información, además de la imagen, en donde indique nombre, apellido y edad. Incluso sea cuidadoso para que el archivo original no contenga esa información.

4. Nunca publique información que contenga las actividades y los horarios del pequeño. Por ejemplo: “Hoy clase de arte a las 5 pm en La Calleja”.

5. Por favor evite comentarios sentimentales. Me explico: si está de viaje no publique una foto en donde el texto sea algo como “los extraño mucho, ya el sábado nos veremos”. Eso es decirle a los criminales: “sigan, adelante, están solos. ¡Y hasta el sábado!”.

6. Como está de moda geolocalizar las imágenes que tomamos con celulares y tabletas, es recomendable que desactive esa herramienta ya que le está dando información de más a los malandros.

7. Esta es muy lógica: por favor no publique imágenes en donde el niño o niña aparezca con el uniforme y el escudo del colegio en donde estudia. ¡Y mucho menos si el menor aparece en ropa interior o vestido de baño!

8. Advierta a familiares y amigos para que no comparta la información si usted de repente se pasó de comunicador…

9. Tenga en cuenta que una vez publicada la información ya es PÚBLICA, es decir que desde ese momento es IMPOSIBLE borrarla.

10. Una pregunta antes de publicar: ¿tengo el derecho, o por lo menos es responsable, publicar información de mis hijos o sobrinos sin su consentimiento? ¿Te gustaría que alguien publicara tu vida en la web?

Lamentablemente debemos tener en cuenta que en Internet abundan los malos, los criminales, que se aprovechan, en muchos casos, de nuestra inocencia e ingenuidad. Queremos exaltar a nuestros hijos y sobrinos, pero eso tiene sus riesgos. Por eso hay que ser cuidadosos.

Creo que se escapa una norma 11: así como cuidamos a nuestros niños en el mundo real, en la calle, así de precavidos debemos ser en el mundo virtual…

escrito por Juan Camilo Díaz 
(fuentes: eltiempo.com; yocreo.com)

viernes, 20 de noviembre de 2015

¡Tócame Señor!

Una oración para despertarnos a Dios. Para pedirle, con humildad, que no nos deje. Que nos llame. Que nos toque.

Para que oyendo, como Tú quieres,
sepa escuchar con nitidez lo que me dices.
Y si a veces, Señor, vuelvo la cabeza
haz que, de nuevo, con la veleta de la fe
me marques el sentido de mi vida.
¡Perdóname, Señor!
Cuando te escucho y finjo no haberlo hecho
Cuando te escucho, y pienso que no es para mí
Cuando te escucho, y me hago el sordo

¡TÓCAME, SEÑOR!

Porque, si me toca sólo la mano del mundo
siento que me pierdo la mejor parte de Ti
Creo apartarme del camino verdadero
Escucho aquello que sólo a unos interesa.

¡TÓCAME, SEÑOR!

Y despiértame de mi letargo espiritual
para que, volviendo otra vez a Ti,
pueda entender que sin Ti
todo es vacío, ansiedad y sufrimiento

¡TÓCAME, DE NUEVO, SEÑOR!

Porque, a veces, estoy demasiado tocado
por las manos de un mundo caprichoso
de una sociedad corrompida
de un ambiente que no me deja oir
lo que me produce paz y alegría sin límites

¿ME TOCARÁS, SEÑOR?

Ábreme mis oídos, que te escuche
Mis manos, que me dé
Mis ojos, para que vea
Mis pies, para que camine
Mi conciencia, para que nunca te olvide
Amén

escrito por P. Javier Leoz 
(fuente: yocreo.com)

jueves, 19 de noviembre de 2015

2 Metas en el matrimonio: Hacer feliz a tu cónyuge y la santificación de tu cónyuge

La felicidad plena en el matrimonio se puede lograr, siempre y cuando los novios se casen motivados por estos objetivo.

"Y fueron felices para siempre" Es la frase final de los cuentos que terminan cuando la pareja protagonista se casa.

Y a mucha gente le suena a cuento de hadas eso de ser "felices para siempre", pero pensándolo bien no es imposible, se puede lograr, siempre y cuando los novios se casen motivados por ese objetivo, que implica necesariamente dos aspectos:


1. Buscar hacer feliz al cónyuge

Hay quien piensa: "me casaré con ella porque me va a hacer feliz, es buena ama de casa, es guapa, la puedo presumir en fiestas de la oficina"; "me casaré con él porque me hará feliz, gana bien, es guapo, mis amigas me envidiarán".

Pero si el ama de casa se desafana del quehacer, a la guapa le salen arruguitas o arrugotas, el que gana bien pierde el empleo o la salud, o al guapo le sale panza, sus cónyuges considerarán: ‘ya no me hace feliz, mejor me busco a alguien más.

Por eso hay quienes no se casan sino viven juntos, para dejar la puerta abierta y salir corriendo a la primera oportunidad. ¡Se ha entendido el asunto enteramente al revés!

Quien desea casarse no debe hacerlo para que su pareja lo haga feliz, sino porque ¡la ama tanto que quiere dedicarse a hacerla feliz! Si ésa es su motivación, puede prometer, y cumplir, serle fiel en lo próspero y en lo adverso, en la salud y en la enfermedad, amarla y respetarla todos los días de su vida.

No le hace si se pone gordita, si se queda calvo, si se enferma, si envejece. Si cada uno se dedica a hacer feliz al otro, serán ambos felices, a pesar de las dificultades y problemas que vayan enfrentando.

Pero, ¿qué hay del "para siempre"? ¿Cómo puede alguien ser feliz tanto tiempo? Aquí entra el segundo aspecto, necesariamente ligado al anterior:


2. Buscar la santificación del cónyuge

Hay que procurar que sea feliz, pero no sólo en este mundo sino en la vida eterna; que alcance la santidad, es decir, la perfección del amor; que crezca en la fe y en la esperanza, y se mantenga en amistad con Dios y con el corazón abierto a recibir Su gracia.

Es una meta altísima, e imposible de lograr sin ayuda divina. De ahí que sea indispensable recibir el Sacramento del Matrimonio.

Hay quien dice: "para amar a mi pareja no necesito un papelito, ni ir a la iglesia y gastar en fiesta". Tal vez no necesiten papel ni fiesta, pero sí necesitan la gracia divina que les ayude a amar cuando humanamente ya no den más. Atenerse a sus solas fuerzas ¡es arriesgarse a quedar defraudados!

Y tal vez alguien piense que casarse por la Iglesia no es garantía, pues muchas parejas casadas por la Iglesia se divorcian, a lo que cabe responder que, como todos los Sacramentos, signos sensibles del amor de Dios que actúan eficazmente en nosotros, no son imposición, requieren nuestra colaboración.

"No basta recibir la gracia del Matrimonio, hay que cultivarla."

Que los esposos oren diario juntos; asistan a Misa, se confiesen; lean la Palabra; visiten el Santísimo; recen el Rosario; acudan a charlas y retiros para matrimonios, cultiven su vida de fe.

Si hacen esto, no sólo estarán edificando su felicidad en esta vida, sino en la siguiente, y tendrán la seguridad de alcanzar lo que a otros les parecía imposible: ser felices para siempre.

(fuentes: ediciones72.com; pildorasdefe.net)

Hechicero vs. Sacerdote

Desde tiempos inmemoriales el hombre ha buscado de conocer y dominar lo oculto, lo divino… ¿Qué diferencia hay entre un hechicero y un sacerdote, entre un milagro y el arte de la magia?

Este es un tema apasionante, y que a través del tiempo a presentado mucha confusión para el hombre, ya que debido a la natural tendencia de este hacia lo desconocido, su actividad es sujeta a sus propios descubrimientos… Y es que el hombre desde la prehistoria de los tiempos, fue dominando con paso titubeante e imparable a su medio ambiente. Una forma de expresar este dominio fue el ponerle nombre a las cosas: “El hombre puso nombres a todos los ganados, a las aves del cielo y a todos los animales de campo” (Gen 2, 20)… Tener la palabra es dominar la cosa que ella significa… Así, el hombre pudo dominar la creación. Pero ¿Que sucedía con aquello que no acertaba a comprender?, ¿Que actitud tomaba ante un hecho de la naturaleza?, ¿Que palabras exclamaba ante un hecho sobrenatural y de vivísimo realismo?, ¿Que hacia ante la presencia de los tiempos?, ¿Que significaba para él, los hechos a los que irremediablemente se tiene que sujetar como criatura humana?… Todas estas interrogantes y muchísimas más, los hombres de estudio han tratado de descubrir a tientas…

La naturaleza tiene unas leyes que el hombre a ido descubriendo con el paso del tiempo… Estas leyes están impresas en el universo, haciendo posible su existencia. A estas leyes impuestas desde los orígenes, el hombre de fe dice como gran poeta: “Llamo Dios a lo seco tierra y al conjunto de las aguas lo llamo mares, y vio Dios que estaba bien” (Gen 1, 10). En esta grandiosa exclamación del hombre ante algo tan extraño, tan grandioso y que él no había creado, le da todo el mérito a un poder supremo que esta por encima de su entendimiento “y Dios vio que estaba bien”… Todo tiene un orden y una armonía (incluso en el caos)… Con este poder de entendimiento, y de descubrir del entorno, le dio al hombre la certeza de que no podría ir en contra de ciertas leyes… Por que ello implicaría su propia destrucción.

Es así, que el hombre con este poder de entendimiento trata de determinar los hechos de la naturaleza y de su inevitable acontecer… y por amor a este ámbito, el hombre se ha fijado su que hacer en un mago o en sacerdote… Y es que el primero (mago), a través de un proceso, busca el dominar y controlar a un proceso natural por medio de formulas, hechizos, encantamientos, conjuros… Es así, como su ambiente se ve rodeado por misterio… En esas prácticas, el mago se da cuenta de la existencia de procesos que son imposibles de controlar a través de las artes mágicas, y que están más allá de su entendimiento… Este es el punto, en el cual, el mago reconoce ser mas que una simple criatura, pero en su incesante sed por dominar, busca apelación en los seres sobrenaturales, espíritus de sus antepasados…etc. a fin de conseguir por su intervención la fuerza que no consigue con sus encantamientos… Para el segundo (sacerdote), al parecer también esta rodeado de misterio, y aparentemente no dista mucho del primero, ya que las oraciones, ritos y sacrificios son practicas comunes. Además ambos ámbitos se han dado simultáneamente en todos los pueblos…

Entonces para estos ámbitos creemos interesante formularnos esta pregunta: ¿Que es lo que distancia a un hombre del otro, si de ambos a simple vista se puede decir lo mismo?… Bueno, tal parece que la respuesta no hay que buscarla en el exterior del creyente, sino en el interior… en su estado mental… Es decir el mago cree que puede dominar las leyes naturales, con formulas que posee… Su método es, en cierta medida, tan experimental como el del químico, el cual mezclando elementos o compuestos adecuados sabe el resultado que va a obtener… Es así, que el mago busca el dominio de las fuerzas internas y externas del hombre para su provecho… Esto en el hombre religioso es absolutamente lo contrario, por que el hombre religioso no puede dominar ninguna fuerza… Sino por el contrario se siente dominado por ellas… Es decir, el religioso jamás podrá realizar una intervención en un milagro en su propio beneficio… Es aquí donde esta la inmensa distancia entre estos dos hombres…

Hay que aclarar, que es verdad que el milagro tiene una connotación de efecto mágico, y esto hace pensar que la función sacralizada del sacerdote corresponde a la de un mago… Pero como se explico en lo precedente, la magia es un ámbito muy distinto al utilizado por el religioso… Ya que el religioso para intervenir en un milagro no tiene que aprender encantamiento alguno, ni sugestionarse para que los hechos ocurran como desea el mago…

Es en este punto, que hace el equivoco referente al efecto entre magia y milagro, y por consecuencia entre mago y religioso… Y es que el milagro aunque es realizado en la naturaleza, sobrepasa a todo lo que pudiera desear el creyente. Ya que este sirve solo de vehículo para su realización, y sin poderlo utilizar según sus conveniencias particulares… La magia por el contrario, es utilizada por el mago para dominar las fuerzas de la naturaleza. Todo su poder y sus encantos van en contra de lo creado, llegando a luchar incluso contra el bien para el sometimiento de cualquier criatura… Es asi, que el mago al reconocer la existencia de una realidad superior, y de un ser supremo. Su rebelión se centra al estar muy lejos de someterse a Él, por creerse una criatura única e individual. Y por el contrario trata de dominarlo para su beneficio propio, ya que su arte lo hace reconocerse a sí mismo como un ser superior, y reclamar para si mismo, el poder del bien o del mal… En este aspecto hay que dejar bien claro que a Dios, ninguna criatura la puede manipular y someter… así sea que conozcan su nombre (Is 2, 6).

Por el contrario, el hombre religioso al reconocer también la existencia de un ser supremo, lejos de sentirse una criatura potente y con dominio absoluto, se siente impotente y dominado… Es decir, se siente sometido en absoluto por el ser supremo… Dejando de lado los deseos de sometimiento que genera la magia… El simple pensamiento de que él mismo puede hacer el prodigio, hace que este se haga irrealizable. Por eso el religioso al solicitar un milagro, se sobrecoge al rebasar su capacidad de comprensión, que no es en provecho propio, y sin arrebatarle algo al prójimo… Ya que el milagro por la intervención del religioso cabe referirla inmediatamente a la voluntad divina, y fuente única en Dios.

Hasta aquí, el hombre con cierta inteligencia, sigue cuestionándose con respecto a las formas externas de estos dos ámbitos… y es que efectivamente las formas de los signos entre estos dos hombres son tan parecidas, que es imposible el delimitar el campo de cada uno de ellos… La gran diferencia es el motivo óntico del taumaturgo, que lo lleva a realizar esas formas y ritos: Si es movido por un germen religioso o mágico… En este aspecto, cabe reconocer que el mago como criatura que es, hay grandiosos hechos en los que ha terminado por dejarse dominar por el ser supremo (Mt 2, 2; He 8, 13…), y donde quizás en su tradición no realice funciones sacerdotales, pero en su verosimilitud se deja llevar de lleno por la tradición religiosa…

Bueno, después de haber hecho esta explicación, el hombre con cierta suspicacia, sigue aun sin entender la gran diferencia que hay entre magia y religiosidad, y es cuando se cuestiona a la tradición religiosa… En este terreno hay que seguir aclarado, que la originalidad del religioso descansa no en los prodigios, sino en el que verdaderamente lo hace: EL SER SUPREMO… Es por decirlo de otra manera, la originalidad del Cristianismo no descansa en los prodigios sino en la persona de JESUS de Nazaret… Él, supera el ámbito mágico y religioso del hombre… El mensaje de Cristo esta mas allá de todo fenómeno religioso… En la mayoría de las religiones que el hombre ha tenido en el transcurso de su peregrinación por esta tierra, se a mostrado en ellas que lo divino se ha hecho patente en los fenómenos y en la naturaleza. Pero a diferencia de estas religiones, en el Cristianismo, Dios se hace patente en la propia existencia de JESUCRISTO. Es decir, la divinidad se manifiesta en el diario acontecer humano. Lo divino y lo humano se unen hasta tal punto que es imposible efectuar una dicotomía alguna… Este hecho Cristológico es la visión desmitificadora de la religión, afirmado que todo es milagro en el mundo religioso por tener una vivencia religiosa autentica en la persona de JESUS de Nazaret…

Bueno hasta aquí el hombre sin fe, logra entender todo lo antes expuesto… Pero entonces pregunta con buena razón: ¿Que es el milagro?, ¿Cuál es su mecanismo, si es que lo tiene?, ¿Cómo se sabe a ciencia cierta que estoy presenciando un milagro?, ¿Dónde se dan los milagros?… A estas preguntas, el religioso contesta: Abre solo tu corazón y tendrás todas estas respuestas…

(fuente: encuentra.com)
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...